Tauro

Estándar

Tauro

Por: Julio Torres.

Tauro es el segundo signo de la
primavera, se simboliza con la imagen de un toro como emblema viviente del
signo, personifica un carácter y un temperamento muy particulares, a cada signo
del zodiaco le corresponden características generales y fundamentales, hoy
describiremos los tres decanatos de Tauro, el primero comienza el 21 de abril,
el segundo, el 1 de mayo y el tercero el día 12 del mismo mes, de manera que
comenzamos con la descripción del primero cuya característica indica la
voluntad instintiva de los nativos de este signo.

La figura representa al toro en el piso
con la parte trasera oculta tras un matorral, la mitad delantera, pareciera
emerger con la cabeza

orientada a la derecha como viendo al signo Aries, que le
precede en el zodiaco, muestra la cabeza ligeramente inclinada como si quisiera
iniciar un movimiento,

sus ojos miran hacia adelante en el sentido inverso al
movimiento de los astros y la pata izquierda permanece ligeramente doblada
hacia adelante con la pezuña apoyada en el piso, como un toro que pretende erguirse,
mientras la pata derecha se mantiene doblada hacia un lado. Aunque su estatura no admite duda sobre
su fuerza, se muestra pasivo y contenido en sus impulsos, emana de él, sobre
todo, paz, calma y tranquilidad, sus cuernos son bastante separados, orientados
hacia ambos lados sin mostrar agresividad de ninguna especie, estamos pues ante
un toro tranquilo que aspira a la quietud y la seguridad, que desprende una
fuerza templada y satisfecha, pareciera que solo abandonará su posición de
descanso cuando deba ir a buscar lo que necesita, nunca experimentara un
esfuerzo innecesario, el nativo del primer decanato, nacido entre el 21 y el 30
de abril, es un ser humano de gran sentido común, sensato, pero con tendencia a
ideas fijas.

Al Pacino, Adrian Pasdar y Penelope cruz, nacieron durante este decanato.


El Tauro del segundo decanato, se muestra
perfectamente en la figura del toro que mantiene la cabeza ligeramente
levantada hacia el cielo, coronada por dos bellos cuernos como una luna
creciente invertida, su presencia es con actitud orgullosa, parece caminar de
derecha a izquierda a plena luz del día, en una pradera verde, la pata
delantera derecha doblada, con paso seguro y su cola dirigida hacia el cielo,
se trata de un toro integrado en su medio natural, seguro de que está en su
elemento, sabe lo que quiere y lo que hace, sin embargo, a pesar de la potencia
que aparenta, deja entrever cierta ligereza en su actitud.

Apreciamos los símbolos de la luna y de
la tierra verde, cuyos caracteres son femeninos, y el toro, sólidamente
plantado en el paisaje, el principio es masculino, son representaciones de la
fertilidad, así se denomina al segundo decanato, estamos entonces ante el
reencuentro de las polaridades psíquicas y sexuales de lo femenino y lo
masculino dispuestas a unirse, refleja el estado de receptividad en el que se
encuentra, el hecho de estar en ósmosis con la naturaleza, presa de las
pulsaciones instintivas reveladas por este período del año dedicado a la
procreación.

Miguel Hidalgo y Costilla y David Beckham, nacieron durante el
segundo decanato.

Del 12 al 21 de mayo aproximadamente,
encontramos al tercer decanato representado por un animal en actitud
sorprendente, se trata de un toro, cuyo cuerpo puede parecernos menos robusto,
menos fuerte que el toro del segundo decanato, da la impresión de pesadez, de
masa y de fuerza aplastante, se mantiene en pie con sus patas traseras,
mientras que las delanteras las mantiene replegadas, como si estuviese medio
acostado, inclinando la parte delantera

de su cuerpo hacia el piso, el paisaje
que le rodea es menos frondoso que en el segundo decanato, como queriendo
atraer toda nuestra atención hacia el protagonista.

La masa imponente de su cuerpo lo
presenta como desplomado en tierra, sus patas traseras dobladas y bien
plantadas en el suelo, revelando la potencia de su parte trasera, como
elementos que evocan el peso y la intensidad de Saturno, regente del tercer decanato
que confiere realismo al Tauro con sentido de lo concreto, capacidad de
realización y convicciones inquebrantables, estas representaciones simbólicas
del segundo signo del zodiaco distan mucho de la figura del mino tauro, monstruo
mítico griego que tenía cuerpo de hombre y la cabeza de un toro, difiere
también del toro furioso cuyo galope hace temblar la tierra.

Katharine Hepburn y Marcelo Vieira, personajes del tercer decanato.

Quiero cerrar este artículo describiendo
en pocas palabras cada decanato, el primero nos presenta un toro con fortaleza
pero con pocos deseos de cambiar al mundo, el segundo decanato, sin lugar a
dudas nos presenta un toro también muy fuerte, pero con grandes deseos de ser
reconocido por su imagen y finura de actitudes, y el tercero, es el toro capaz
de emprender cualquier proyecto por difícil que parezca, pero los tres nos
muestran una gran fortaleza, ese es el distintivo del signo Tauro, capaz de
resistir los embates de los elementos naturales o fabricados.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s