Archivos Mensuales: abril 2015

Educación, seguridad y salud

Estándar
Educación, seguridad y salud
Por: Julio Torres A.

Cada mañana despierto con el entusiasmo a
su máximo nivel y aunque las noticias de la mañana no siempre son buenas, pensé
que la euforia de las próximas elecciones en este estado de Puebla me
permitiría habilitar una serie de reflexiones que pudieran ayudar a comprender
lo que se está bien y lo que no, pues resulta que no escucho aspirante alguno a
contener en las próximas elecciones un mensaje claro y preciso de lo que ha de
inspirar si resulta triunfante.

La actividad fundamental del diputado es
hacer leyes y todas orientadas al bien de la comunidad y me temo que lo que he
escuchado en los

discursos de dichos candidatos, pareciera que no tienen clara
la filosofía de su aspiración, todos tocan la puerta del voto porque exponen
ser buenos padres o buenos hijos y ninguno habla de tener proyectada una
iniciativa de ley concreta que desde su óptica pudiera resultar benéfica a sus
votantes.

También utilizan la “vieja” formula de la
promesa de campaña, que como

súper hombres o mujeres, se consideran capaces de
“negociar” con el gobierno estatal, municipal o federal, la construcción de
hospitales, clínicas, escuelas y hasta mercados, pero ninguno promete diseñar
alguna ley que disminuya los impuestos, o que disminuya la exigencia a los
productores de la riqueza de más y más contribuciones.

Tampoco escucho que diseñarán alguna ley
que pretenda optimizar la seguridad como base fundamental del municipio, con
una buena educación y óptima salud hasta el último rincón de la patria, más
bien, se colocan el traje de gestores sin tomar en cuenta que esas actividades
están previstas perfectamente en las leyes existentes como trabajo esencial de
los agentes de gobierno, más bien lo que deben promover son leyes simples que
obliguen a los encargados de la seguridad, salud y

educación a cumplir a la perfección
el trabajo encomendado.

El ciudadano nunca debe estar preocupado
por la inseguridad, para eso se nombra un responsable de seguridad que
suponemos está capacitado en esos menesteres, puesto que un ciudadano que se
siente seguro en su casa, en su trabajo, en las calles, los parques y lugares
de esparcimiento y el resto de sus actividades, es un ciudadano que va a
generar riqueza de manera sencilla y podrá pagar las contribuciones aún
exageradas con la confianza de que su patrimonio está a salvo y su ingreso es
suficiente en

los alimentos que demande y las enfermedades serán minúsculas.

Como quisiera que en este país se
erradicara la aristocracia que desde hace varias décadas se fue instalando en
esta bella tierra, aquí solo existe la aristocracia, dígase clase política y
nosotros, el pueblo, que mantenemos esa aristocracia con un exceso de carencias
y con una producción que muy poco nos ayuda, tomar unas vacaciones para un gran
número de ciudadanos es proyecto muy lejano a nuestras posibilidades, desde
luego que existen ciudadanos que sí pueden proyectar sus vacaciones, pero son
los menos.

Comprendo a los candidatos que debieron
“aportar” algunas cantidades de dinero en la búsqueda de dicha candidatura y
que de alguna manera deben recuperar, solo quiero que no olviden que somos los
ciudadanos los que generamos la riqueza y no ustedes los políticos desde
sindicales hasta la cúspide piramidal de la aristocracia del poder, creo que es
bueno que escuchen su conciencia y entiendan que “si nos dejan trabajar en
libertad” ustedes pueden recibir mejores ingresos, solo que nunca por la vía
del exceso de impuestos ni la temeraria fiscalización, recuerden que seguridad
salud y educación es la filosofía de su trabajo, es a lo que están

obligados,
el resto se puede lograr de diferente manera.

Comenzar con los municipios es apropiado,
que todo municipio sea seguro, que todo municipio tenga buena salud y que todo
municipio se preocupe por educar bien a sus ciudadanos de todas las edades, que
en la práctica, realmente se implemente la libertad de empresa, la libertad de
comercio, la libertad de enseñanza, la libertad de trabajo, la libertad de
prensa, la libertad de culto y de esa forma vamos a generar una buena

riqueza
con ciudadanos fuertes, sanos y cultos, los buenos municipios hacen estados
fuertes y los estados dinámicos hacen una nación fuerte y poderosa; así
queremos ver a México.

Anuncios

Inmortalidad por la idea

Estándar

Inmortalidad por la idea

filosofía,arte,ciencia,cultura

Alcanzar la inmortalidad es elevar el
pensamiento a su idealidad. Esto ¿qué significa? Todos y cada uno de los que
están leyendo este texto, incluso el que lo escribe, ha tenido la penosa
experiencia de perder a un ser querido.
En algún momento de mi vida académica
escuché que las personas no morían hasta que fueran olvidadas, este hecho es
una explicación que me pareció extraña, puesto que si una persona nos hizo daño
y recordamos ese daño terminamos otorgándole la gracia de la inmortalidad.
Ésta, no depende de lo bueno o malo que ha hecho en vida, si no de lo que hizo
simplemente, de la huella que dejó. La razón por la que debemos comprender que
la muerte es parte de la vida es muy sencilla, no temer, y como dice el dicho
“si te toca aunque te quites y si no aunque te pongas”.
Hace algún tiempo un joven de no más allá
de 20 años se subió a un transporte colectivo, casi lleno, con un paquete de
papel aluminio en sus manos. Había niños, mujeres y hombres en dicho
transporte, de repente el joven encendió su encendedor y comenzó a aspirar el
humo que emanaba del aluminio. Al ver que nadie decía nada yo reclamé; reclamé
porque era de muy mal gusto hacer eso frente a niños y una mujer embarazada, el
reclamo fue tal que dicho personaje me increpó casi violento pero mi objetivo
se logró, no volvió en todo el camino a sacar su droga.
Una señora que estaba junto de mi comenzó
a hablar y a detallar lo mal que estaba el muchacho por su acto a lo cual mi
contestación la hizo silenciar –señora, usted no hablo de esto en ningún
momento, no tiene por qué hacerlo ahora porque yo ya le reclame, si usted no
reacciona en el momento justo de nada valen sus palabras ahora- la señora calló
no sin antes decirme –es que uno nunca sabe cómo van a reaccionar- ¿y que? Por
eso debemos aguantar sus porquerías en el aire, porque debo ser honesto, no me
gustaba su olor.
Morir por mi ideal, sé que hice lo
correcto en el momento justo y obviamente debía haber una represalia, y esta
fue que el joven se bajará tras de mi para enfrentarme y quizá golpearme, pero
no me importó, decidí que si me golpeaba lo aceptaría y no buscaría el apoyo de
nadie alrededor, pero aun así mi meta se logró.
Si yo me preocupara por la muerte,
estaría encerrado en mi casa con colchones por todos lados y no disfrutaría de
la belleza de los días. Charles Chaplin decía “La vida es una obra de teatro
que no permite ensayos…Por eso, canta, ríe, baila, llora y vive intensamente
cada momento de tu vida…Antes de que el telón baje y la obra termine sin
aplausos.” Y sin querer él se inmortalizo con estas palabras.
Si nuestros actos son justos, fraternos y
equitativos, la gente nos recordará como buenas personas, integras, honestas,
valiosas y valerosas. Si nos conducimos como viciosos, malsanos, ambiciosos,
hipócritas y fanáticos, quizá nuestro recuerdo se manche y la inmortalidad se
nuble con el paso del tiempo. Ser congruentes es parte del morir por la idea,
como en la leyenda de Hiram donde el prefirió morir antes que dar los secretos
a los traidores en la construcción del templo de Salomón.

El tercer cielo

Estándar
El tercer cielo o la piedra filosofal
Por: Julio Torres

“¡Mortal, aprende a conocerte! ¡Lo que
satisface tu codicia, te seduce al instante! ¡Regresa, vuelve de tu error!
¿Cómo has podido creer, que filósofos, pasaran su existencia, buscando un metal
que acarreo males? La piedra filosofal, tesoro que tantos seres humanos esperan
descubrir. ¿Quieres poseer y gozar de los bienes que proporciona? Recuerda
tus errores, pon en la justa balanza el bien y el mal, y verás que el peso de
tus inclinaciones viciosas y extravíos excede al de tus merecimientos y virtudes.

Tenemos necesidades materiales, sociales
y políticas permanentemente, pero la naturaleza nos proporciona, la conciencia,
inteligencia y razón, como las herramientas necesarias que ayudan a manejar las
necesidades; como si se tratara de subir una escalera al cielo, de manera
metafórica, el primer escalón corresponde al primer cielo, alegórico del
tribunal de la conciencia y lo caracteriza una blancura que figura la pureza de
un juez incorruptible que lo preside; es nuestro ser interno, al que no podemos
engañar.

Seguimos un camino ascendente y estamos
ahora subiendo el segundo escalón, o el segundo cielo, en el tribunal de la
inteligencia, ahora son las necesidades sociales, para eso es que nos han
entregado un paquete de inteligencia, como herramienta al subir a este cielo
que recibe los emblemas de las necesidades sociales, resulta claro entender que
sin inteligencia difícilmente podemos conducirnos social mente de manera
adecuada con nuestros semejantes, el segundo cielo es quizás el emblema del
comercio, que da salida a la riqueza acumulada y fecunda con su actividad el
más árido desierto.

El tercer cielo, el tribunal de la razón,
¿Cree usted como muchos, en su orgullo insano al pensar que por sus venas corre
sangre de Césares o de nobleza más pura y acrisolada, ha nacido con un título
de dominador de sus semejantes? Lo anterior responde a una forma sencilla de
comprender los tres niveles ocupados por cada uno de nosotros en el engranaje
social, todos experimentamos necesidades y una forma de resolverlas es mediante
la comprensión de los escalones de los cielos; las necesidades materiales se
resuelven con nuestra conciencia, las sociales con nuestra inteligencia y las
políticas con la razón. La piedra filosofal es el símbolo de los sueños, pues
sin ellos nada se puede emprender, y entonces mejor, aprendamos a seguir nuestro
sueño.

Códigos naturales

Estándar

Moisés tomó como base los doce signos del
zodiaco y con ellos dio nombre a cada una de las tribus pastorales, comenzando
el año con el sol de primavera y terminar en el invierno, sus fundadores
conocían más el firmamento que la tierra en que vagaban, compararon y
representaron las constelaciones de cada uno de los doce meses por los animales
que les enriquecían o por sus observaciones.

El más estimado de los animales en ese
tiempo era el carnero por su carne, leche y lana, que resolvía una buena parte
de sus necesidades, y como la constelación que admiraban en esos días de lo que
hoy conocemos como el mes de marzo, parecía tener dos astas, de allí que dieron
su nombre al primer signo como: Aries o el carnero.
El toro, animal fuerte y capaz de mover
pesadas cargas, fuerza necesaria en las

labores de la siembra, ubicando el mes
de abril como lo conocemos hoy, en el firmamento se forma una “V” perfecta como
la cabeza del animal valioso y fuerte, que en esa época era la esperanza en la
obtención de alimentos producidos en la tierra, y así establece el signo “Tauro”.

Los partos de gemelos eran muy festejados
en tiempos de moisés, provocaban inmensa alegría en la sociedad y como en lo
que definimos como el mes de mayo, predomina el vigor fecundo en toda la
creación, es la explicación encontrada por la caracterización de los mellizos
que da nombre al signo “Géminis”.
Por la observación del comportamiento del
sol, en el solsticio de estío,

llegaron a la conclusión de que el sol retrocede
del polo norte al polo sur y lo compararon con el cangrejo, convirtiéndose en
el signo “Cáncer” la constelación de junio.

El león, notable por toda su fiereza,
observaron que devorado por la sed y el calor del mes de julio, abandonaba los
desiertos arenosos y aparecía en las riberas del “río nilo” y con la observación
celeste que proporciona una imagen de un león se denominó el signo “Leo” con el
león.
El mes de la cosecha es el mes de “Virgo”,
en la constelación aparece como una virgen segadora con la espiga de trigo en
la mano, simbólicamente se rinde homenaje a los alimentos que la tierra
proporciona, finalmente es una parte

fundamental de la preservación de la
especie humana por medio de una alimentación suficiente y adecuada.

En el equinoccio de otoño, los días y las
noches son iguales en todo el mundo, la constelación de septiembre se designó
con el signo “Libra”, simbolizada con una balanza, como símbolo del punto medio
entre el día y la noche, ni un instante más en el día, ni uno más en la noche,
el equilibrio en su máxima expresión.

La constelación de octubre mereció el
nombre de Escorpión por su figura, es el mes de frutos y cambios atmosféricos
así como en enfermedades, provocadas por los vientos mortíferos del desierto y
de las emanaciones de los pantanos, y el animal que lleva el veneno en la cola,
en algunas disciplinas es comparado con un serpentaria porque atraen con la
belleza y matan por la ponzoña.

Noviembre es el mes de la caída de las
hojas, el más fructífero del

cazador, es por eso que se estableció la figura de
un arquero con su flecha y su carcax, adquiriendo el nombre de “Sagitario”.

El movimiento del sol en el solsticio de
invierno vuelve a demandar su camino, es como el salto de una cabra que se
complace en salvar precipicios y con la observación de la constelación en ese
tiempo, se redondean los datos que describen a esa cabra que conocemos como “Capricornio”.

La nebulosa e ingrata estación de
invierno, tan cruda en enero, tuvo por constelación una estrella de inundación
porque el río Nilo comenzaba a subir al brillar su conjunto en el horizonte, de
manera que se denominó “Acuario” en alusión al agua de ese importante río.

Como febrero es el mes de la pesca, tan
necesaria cuando la tierra está cubierta de hielo y nada produce, en el
firmamento parecieron dos peces unidos por la cola, y entonces esa imagen
sirvió como símbolo del signo “Piscis”.

A partir de entonces Moisés nombró a Gad,
con la constelación de Aries. A Efraín, con Tauro. Simeón, es géminis. Isacar
es Cáncer. Judá, es Leo. Neftalí es Virgo. Aser, es Libra. Dan, Escorpio.
Benjamín, Sagitario. Zabulón, Capricornio. Rubén, Acuario y José es Piscis. Es
posible que los datos anotados en este escrito pudieran ser cuestionables, pero
lo que me parece maravilloso es la manera de escudriñar en el firmamento y
hacer las comparaciones de la vida cotidiana, y así llegar al resultado
anotado.

Lo que no nos dicen

Estándar
Lo que no nos dicen
Por Julio Torres.

Lo que no nos dicen los políticos en sus
mensajes con motivo de las elecciones próximas, lo que piensan hacer durante su
estancia en el congreso si es que resultan elegidos por nosotros los
ciudadanos, han “desperdiciado” el valioso tiempo en los medios electrónicos en
impopularidades a los oponentes y en auto adularse como poseedores de la
“verdad” como lo hace cualquier predicador de cualquier religión, creo que
debían utilizar ese valioso tiempo en tratar de convencernos a votar por ellos
mediante propuestas y les tengo varias.

¿Por qué no trabajar en adecuar las leyes
existentes en favor de

nosotros, el pueblo? Por ejemplo, hace algunos años
aprobaron un impuesto a los autos nuevos con el argumento de que el que tiene
más, que pague más, y lo único que consiguieron fue que en las plazas de
trabajo de las armadoras de autos, muchos trabajadores perdieran su empleo
porque la demanda de compra se redujo por falta de dinero, o la “verificación”
que es causada por la mala calidad de la gasolina, pero resulta que ellos
mismos aprobaron la compra de ese carburante a quien la produce con
deficiencias.

El haber aprobado impuestos y reglamentos
impositivos, desaniman la producción es otra decisión mala, ya que a mayor
impuesto, menor producción y por ende, menores fuentes de empleo, lo cual nos
sigue afectando directamente porque ese desempleo produce comercio informal que
no percibe prestaciones y compite pérfidamente con la producción que se
encuentra dentro de la ley, es entonces que la “piratería” o el contrabando se
incrementa a niveles incontrolables.

La salud es el otro renglón crítico pues,
la comercialización de las medicinas está sujeta a los caprichos de los
intermediarios que impide una libertad de producción y consumo que tanto
esfuerzo cuesta a los laboratorios por lo caro de los insumos y las leyes y
reglamentos al negocio de la medicina hacen imposible que una familia que
percibe salario mínimo tenga acceso a la salud de manera privada y el sector
oficial de salud se ve rebasado en su poder de atención.

El sector de los “viejos” jubilados y
pensionados que cada día ven “mermadas” sus posibilidades de lo mínimo
necesario que les permita

sobrevivir por lo menos bien alimentados, es otro
asunto pendiente desde hace muchos años, y los que no alcanzaron pensión o
jubilación que no reciben ni siquiera un salario mínimo, pareciera que el
estado lo que busca es que poco a poco desaparezcan del mapa de asentamientos
humanos porque ya no alcanza el presupuesto.

Los efectos colaterales del sector
educativo y sus manifestaciones civiles y que parece que no se dan cuenta que
en sus manos se encuentra el

futuro cada día más incierto y la seguridad que
por muchas estadísticas que se emitan, la realidad es otra, parece que a nadie
le importa erradicar, sobre todo el robo pequeño que muchas veces deja al
sufrido ciudadano sin dinero que cubra las necesidades de los siguientes días,
pero que tiene que enfrentar todo porque quien está encargado de la protección
del ciudadano pareciera no importarle o no está capacitado

en esos menesteres,
o sus intereses están en otro lado.

Si hoy fuera navidad, mi petición sería
que todos los políticos que pretenden nuestro voto, dejaran de lado las
impopularidades, las muestras de poseedores de la verdad, y “prometieran” por
lo menos que al llegar a su “distrito” tomarían algunos de los puntos aquí
anotados y “trabajarlos” durante su gestión y con ello recuperar la
“credibilidad

perdida desde hace varios sexenios” y finalmente, diseñar
mensajes que logren colocarlos en las preferencias de sus votantes.

Día del niño

Estándar
Día del niño
Por: Julio Torres.

La celebración del día del niño debía
convertirse en acciones de protección, el futuro de nuestro país y de todos, es
la niñez ya que poco o nada se hace en favor de ellos, el compromiso no solo es
que puedan asistir a la escuela y “atiborrar el abdomen” rústicamente hablando,
se requiere que todos los niños tengan acceso a todo lo que el mundo moderno
ofrece, la cifra es enorme, de niños maltratados y obligados a trabajar casi
como esclavos o arriesgando la vida permanentemente en las calles pidiendo limosna
cada vez que la luz roja o verde permiten la circulación de los automóviles.

La regla dice que el día en el niño debe
utilizarse de la siguiente manera: Ocho horas de sueño, ocho de trabajo, o sea
su tiempo en la escuela y ocho horas de descanso o juego, y en la medida que se
cumplan estas

actividades a lo largo del día, esa vida que apenas comienza se
desplegará de manera grandiosa y la sociedad recibirá adultos sanos y
comprometidos que continuarán con la misma práctica cuando se trate de sus
futuros hijos, y entonces, podremos afirmar que la sociedad de este país se ha
sincronizado con el primer mundo.

Los pretextos que impedirán cumplir con
este sueño van a ser muchos y tal vez uno de ellos será el que papá y mamá
trabajan de las 8 de la

mañana y hasta las 5 de la tarde y que el tiempo que
debieran utilizar en sus hijos se ve reducido a causa de la transportación de
casa al trabajo, pero entonces, ¿Qué hacer? Aunque parezca reiterativo, una
gran parte de la culpa se debe transferir al sistema de gobierno ya que en la
práctica los papás entregan vía impuestos al estado el 50 o 60 % de lo que
perciben y ese porcentaje lo utiliza el estado en mantener una burocracia muy
elevada e improductiva.

Creo que bajo esta idea, lo que hace
falta es que en el país se diseñe una

política que permita la libertad de
empresa y la libertad de comercio efectivamente, de persistir en el mismo
sistema los niños se ven reclutados por las actividades ilícitas y entonces, la
necesidad de reclutar una mayor cantidad de policías, aumenta el gasto del
gobierno. Por otro lado, la carga de impuestos y reglamentos a las grandes
empresas se ven obligadas a reducir sus plazas de trabajo y como tampoco le
reducen la carga a las medianas y pequeñas empresas, las personas que han
perdido su trabajo en las grandes empresas terminan también en actividades
peligrosas, y la pregunta entonces se agranda, ¿Y qué hacemos con los

niños?

En estos días en que se avecinan las
elecciones no veo ni escucho a candidato alguno ni partido o político decirme o
decirnos que tienen un proyecto de solución social, ellos se han dedicado a
utilizar los tiempos de promoción del voto en adularse, manifestando que la
verdad es de ellos y descalifican al rival con argumentos pueriles e
insultantes a nosotros que somos quienes de alguna manera solventamos sus
gastos

no solo de campaña, sino el pasaporte hacia su riqueza que en los
próximos años habrán de presumir haciendo largos viaje con toda la familia y
hasta haciendo compras millonarias en las tiendas más lujosas.

Quiero adelantar mi petición a Santa o a
los reyes magos: Que las leyes de mi país se convirtieran en una verdadera
ayuda al ciudadano, nosotros, lo único que deseamos es trabajar, ya que
trabajando podemos generar riqueza, que con el dinero que se gastan en las
grandes tiendas, mejor se compre maquinaria barata en cualquier parte del mundo
y que podamos adquirirla con grandes facilidades y con dicha maquinaria
podremos producir infinidad de productos del campo, como de las industrias de
transformación y entonces, no va a importarnos pagar impuestos excesivos, pero,
por favor, queremos trabajar y

generar riqueza y todos seremos felices y a
nuestros niños les festejaremos su día como ellos lo merecen.

Cuba la bella

Estándar
Cuba la bella
Por: Julio Torres

En estos días ha vuelto a colocarse en
las noticias de ocho columnas la isla de cuba por el saludo y acercamiento de
los mandatarios de Norte América y Cuba, y no he podido resistir la tentación
de hablar un poco de muchos amigos entrañables que conocí desde la década de
los cincuenta y durante las décadas siguientes, con la aclaración de que nunca
he estado en esa isla y esa bella ciudad de la habana, pero si tengo algunos
datos que me parecen importantes en estos días.

La alineación  estratégica necesaria en el objetivo de
conquista se llevó a cabo en esa isla y todos los acontecimientos ocurridos en
estas tierras se procesaban en la isla y después enviarlos a los reyes
católicos, así que los amigos cubanos que conocí a partir del año 1955 me
entregaron todo un panorama de la isla en esos tiempos.

No puedo dejar de mencionar la
trascendencia de la música de esos tiempos que trajeron muchos cubanos y las
grandes enseñanzas de los menesteres del espectáculo que uno a uno fue dejando
huella en cada

escenario de México en que se presentaban, debo abonar mi
apreciación en el sentido de que la música del “mambo” que sin afán de
exageración lo considero un “parte agua”, es decir, que la música bien se puede
dividir en un antes y un después del mambo.

En la década de los sesenta, incursioné
en el ambiente de la televisión de aquellos tiempos, del “nostálgico blanco y
negro” cuando estábamos

muy lejos de imaginar la tecnología de hoy, la
programación  era muy pobre, pero hecha
con todo el amor y candidez que nuestra edad nos permitía, no niego que fuimos
aprendiendo sobre la marcha y muchos artistas llegados de Cuba, entregaban
junto con nosotros lo mejor de su talento, aunque ya se había instituido en la
isla el régimen de Fidel Castro.

Pero ellos, los cubanos que lograron
llegar a estas tierras, cargaban en su

“morral” todo el entusiasmo de esa
tierra que poco a poco nos fue entregando y juntos logramos éxitos que nos
marcaron, a ellos y a nosotros, quizás criticamos entonces el que el nuevo
régimen había “apagado” la “chispa cubana” que tantas alegrías proporcionaba,
pero allí estaban ellos, trabajando intensamente tratando de dar lo mejor de
cada uno.

Los años siguieron su curso y a finales
de los años setenta volví a ver un

espectáculo de música y danza cubana, ahora
con nuevas generaciones y me sentí un tanto triste porque aquella alegría que
mostraban los conocidos míos ya se había perdido, pero un detalle que me
sorprendió es que ninguno de esos muchachos del grupo hablaba mal de Cuba, al
contrario, elogiaban con entusiasmo lo ocurrido en la isla y mostraban una
felicidad poco conocida por mí entonces.

En Cuba se transformó el sistema
educativo, la nueva generación está muy bien preparada en muchas ramas de la
ciencia, pareciera que dejaron guardados los instrumentos musicales o todo lo
que se refiere al espectáculo, sin embargo sé que prevalecen los grupos
musicales y la esencia del cubano sigue y quizás seguirá brillando en las
marquesinas de todo centro de espectáculo por lo menos en este nuevo mundo
porque, su estilo de hablar y su estilo de vida solo ha sufrido pequeñas
variantes.

En verdad deseo que las cosas cambien
como lo apuntaron los presidentes y que regrese la gran alegría y entusiasmo
que solo ellos, los cubanos pueden regalarnos y que se comience a escribir la
siguiente parte de la historia de la isla y que nos permitan conocer esa parte
que nosotros no conocemos y aunque criticable, también entregó buenos números,
creo que el cubano de hoy nos puede entregar su experiencia bajo un régimen
como el que han vivido, finalmente deseo que ya aparezca el nuevo día de Cuba
la bella.